la enseñanza del sabio es fuente de vida (Prov 13,14)

RB 2016

 

Aunque  San Benito escribió su Regla en el siglo VI, hoy en día sigue transmitiendo la esencia de la vida monástica. Así lo atestiguamos los monjes, monjas y laicos  que vivimos el carisma benedictino. La originalidad de San Benito se encuentra, en que supo dar forma a toda la sabiduría acumulada del monacato desde sus orígenes. Si este documento sapiencial se impuso a otras reglas contemporáneas, fue por su estilo e inspiración y también por haber sido escrito desde la experiencia, en un espíritu renovador.

Por ejemplo, San Benito se atreve a organizar la comunidad, alterando el orden social establecido en su época. Es decir, en vez de privilegiar en los monjes el rango, el dinero o la raza, él escribe

Dentro del monasterio conserve cada cual su puesto con arreglo a la fecha de su entrada en la vida monástica o según lo determine el mérito de su vida por decisión del abad (RB 63, 1)

El orden de los hermanos es nuevo, ya no priman la clase social o tan siquiera la edad cronológica, sino la edad monástica y una vida según el evangelio. Cierto que en este capítulo 63 de la Regla después habla del respeto a los mayores y de la escucha a los menores, pero lo que cuenta es la sabiduría “rumiada” en el silencio del claustro, a lo largo de los años.

Ya sabes, te toca “rumiar” las verdes praderas de la Palabra y de las enseñanzas de San Benito, en el claustro de tu corazón, para ser una persona sabia y mantener un orden evangélico en tu vida y ….  llenarla de rojo-pasión ¡¡¡.

 

preparando la semana de estudios monásticos

SEM Junio 2016

 

Esta semana se han reunido en nuestro monasterio la Junta Directiva de la Semana de Estudios Monásticos, de España y Portugal, para preparar el encuentro del próximo año. En un ambiente cercano y de entendimiento entre los distintos componentes del grupo, se fueron perfilando los múltiples detalles de organización, teniendo presente la oración que la liturgia ofrece para estos días, donde habla de que Dios es nuestra fuente y nos concede su inspiración

Oh, Dios, fuente de todo bien, concédenos inspirados por ti pensar lo que es recto…

Entre reunión y reunión, cistercienses y benedictinos, compartieron nuestra liturgia, nuestra familiar acogida y una merienda cena de despedida con albariño y otros caldos da terra galega.

La comunidad creció por unos días y fue un aire fresco convivir con nuestros hermanos y hermanas a quienes nos une Jesucristo a través de la espiritualidad benedictina. Así pudimos vislumbrar por unos días lo que dice la Regla de San Benito

Nada absolutamente antepondrán a Cristo y que él nos lleve a todos juntos a la vida eterna (RB 72, 12)

santa trinidad,luz en la piedra desnuda

Trinidad

 

En las iglesias de las abadías cistercienses, el ábside está iluminado por tres ventanas, que simbolizan la Trinidad. Aunque en muchas ocasiones, dicho espacio sagrado está oculto tras baldaquinos o retablos pertenecientes a épocas posteriores, la finalidad arquitectónica  del Císter, era dotar a la iglesia del monasterio de la desnudez de la piedra. Desnudez que lejos de significar frialdad o sequía, nos lleva a percibir al Absoluto y a dejarnos invadir por la Luz trinitaria (ver foto del monasterio de Tulebras en el penúltimo post).

Evagrio Póntico (s IV) es el primer anacoreta que sistematizó la espiritualidad monástica  del desierto de Egipto. Sus obras son auténticos tratados de psicología práctica, de vida ascética y de oración.

Ve, vende cuanto posees y dalo a los pobres; y, tomando tu cruz, niégate a ti mismo para que puedas orar sin distracción.

Aunque nombra a la Santa Trinidad en sus escritos, profundizando en ellos, nos damos cuenta de que no tiene nada que ver con la teología trinitaria, pues en este tiempo el dogma aún está en sus comienzos. Para Evagrio, el aprendizaje hasta llegar a orar sin distracción supone todo un entrenamiento para desenmascarar pensamientos y sentimientos  –los “logismoi”-, y un camino de despojo, hasta alcanzar así una mente pura, una mente desnuda –como la piedra desnuda-, que es la única capaz de la contemplación o conocimiento del misterio Uno y Trino

Cuando las personas hayan llegado a la contemplación de lo que no está dividido, también estarán sin división.

Hildegarda de Bingen, también nos aporta su sabiduría a través de su visión de la Trinidad, en la que el Espíritu Santo  -el círculo exterior azul, como suave fuego rutilante-, envuelve al Padre –círculo dorado o luz esplendorosa-, y al Hijo –figura humana engendrada en el Padre y que representa la encarnación de Jesús-. Después. alegóricamente, habla de las tres fuerzas que hay en una piedra: húmedo vigor, consistencia tangible y fuego rutilante; que representan a las tres personas de la Trinidad respectivamente, para finalizar

Así como estas tres fuerzas se hallan en una sola piedra, la Trinidad verdadera está en la Unidad verdadera (Scivias II, 2)

 

 

san rafael arnáiz, un peregrino en la tierra

San Rafael

La familia cisterciense hoy estamos de celebración, pues recordamos litúrgicamente a San Rafael Arnáiz, monje del monasterio de San Isidro de Dueñas (Palencia). Joven estudiante de arquitectura, dotado de una gran sensibilidad y gusto artístico exquisito, nos dejó escritas sus vivencias monásticas en un diario y en un extenso epistolario. De la última carta que escribió antes de morir a la edad de 27 años, en 1934, son estas palabras

Hoy, día de la Resurrección, el Padre Abad me ha dado el escapulario negro y la cogulla; de manera que excepto la corona, parezco un monje de veras…, estoy muy contento con mis anchas mangas que no sé qué hacer con ellas… ¡Ah querido hermano, si tuviera tanto amor a Dios como tela me sobra…!

Mi vida transcurre entre el estudio del latín, lecturas sagradas y cantos en el coro bendiciendo a Jesús y a María; mi trabajo se reduce, unos días al lápiz y al pincel que me manda tomar el Padre Abad para algún encargo,  y otros días la escoba para ayudar al hermano enfermero…

Te aseguro que vivo feliz y que los días se me pasan sin sentir.

El árbol de la vida de San Rafael, solo tenía 27 anillos, pero una vida plena .

jóvenes despiertos de la compañía de maría de vigo

Lourdes CIA

 

Los días 7 de Abril y hoy día 11 hemos tenido encuentros con  dos grupos de  jóvenes de la Compañía de María de Vigo.  Su presencia ha sido una primavera  en Armenteira. Hemos compartido con ellos,  algo de nuestra vida y hablado de cómo la Pascua  nos   despierta la Vida en: la alegría, la paz, la confianza y el amor  manifestados a  nuestros sentidos, tanto corporales como espirituales. Hablando de ellos ha sido San Bernardo nuestro guía en su Sermón 10

Un alma que desconoce la verdad no podemos decir que vive, sino que está muerta; y carece también de sensibilidad, si no posee el amor. La vida del alma es, pues, la verdad; y su sensibilidad el amor.

 Los sentidos se alimentan de Dios y de su amor manifestándose a través de nuestra vida, llevándonos a la sabiduría (sabor de). Todo se da en un momento, como cuando San Benito contempla el mundo entero en un rayo de luz.  Tuvimos una dinámica de escucha, pues como dice el salmo: “El Señor anuncia la Paz a su pueblo y a sus amigos”. En cada uno de nuestros sentidos hay un amor a descubrir y vivir.

También trabajamos sobre esta bella historia

Un campesino, cansado de la rutina del campo y de tanto trabajo duro, decidió vender su finca.
Como sabía que su vecino era un destacado poeta, decidió pedirle como favor que le hiciera el aviso de venta. El poeta accedió gustosamente.

El aviso decía: “Vendo un pedacito de cielo, adornado con bellas flores y verdes árboles, hermosos prados y un cristalino río con el agua más pura que jamás hayan visto”.

El poeta tuvo que marcharse por un tiempo, pero a su regreso decidió visitar a sus nuevos vecinos, pensando que aquel hombre del aviso se había mudado.

Su sorpresa fue mayor al ver al campesino trabajando en sus faenas. El poeta preguntó: ¡Amigo! ¿No se iba de la finca? El campesino, con una sonrisa le respondió: -No, mi querido vecino, después de leer el aviso que Ud. me hizo, comprendí que tenía el lugar más maravilloso de la tierra y que no existe otro mejor.

Moraleja:
No esperes a que venga un poeta para hacerte un aviso que diga lo maravillosa que es tu vida, tu hogar, tu familia y lo que con tanto trabajo hoy posees. Dale gracias a Dios porque tienes vida, salud y esperanza de poder seguir luchando para alcanzar tus metas.

Que el Señor bendiga ese pedacito de cielo que es tu vida.
Nacimos para ser Felices, no para ser Perfectos… El amanecer es la parte más bonita del día porque es cuando Dios te dice: “¡Levántate! Te regalo otra oportunidad de vivir y comenzar nuevamente de mi mano”.

Los días buenos te dan FELICIDAD, los días malos te dan EXPERIENCIA, los intentos te mantienen FUERTE, las pruebas te mantienen HUMANO, las caídas te mantienen HUMILDE, pero sólo DIOS te mantiene de pie.

 

!!Ahora nos toca a nosotros sacar nuestra moraleja como lo hicieron estos jóvenes despiertos¡¡.

horario oficios semana santa

carro de leña

 

Este año la festividad de San José nos introduce de lleno en la Semana Santa. Dice Karl Rhaner en una de sus homilías

San José es el protector y guardián del Hijo de Dios (…) Nosotros también somos llamados muchas veces a ser guardianes de lo Sagrado, en nosotros mismos, en nuestra vida, en nuestro trabajo (…) A simple vista, no hacemos otra cosa que establecer los humildes lazos y relaciones de la vida con nuestras amistades, en nuestro trabajo profesional; pero ahí precisamente es donde Dios nos pide que custodiemos lo sagrado, lo grande, la gracia de Dios en nosotros y en nuestro alrededor.

Custodiemos, en un silencio agradecido, lo sagrado, en estos días de Semana Santa  que se inauguran con la procesión del Domingo de Ramos, de la que San Bernardo habla en su primer Sermón de la Purificación de María. ¿Qué tiene qué ver el Domingo de Ramos con el día de la Presentación del Señor en el Templo? El abad de Claraval, habla de dos procesiones: la primera, que es la del día de la Presentación y en la que participan cuatro personas (San José, la Virgen María, el anciano Simeón y la anciana Ana) , comparándola con la segunda procesión, la subida a Jerusalén

En la segunda procesión le anteceden y siguen grandes multitudes. No le lleva la Virgen, sino un asnillo.

Para quienes se quieran acercar al monasterio y celebrar con nosotras los Oficios, este es el horario

Domingo de Ramos (20 de Marzo): Eucaristía a las 11,00h con bendición de ramos y procesión por el claustro

Jueves Santo (24de Marzo): Cena del Señor a las 18,15 h

Viernes Santo (25 de Marzo): Adoración de la Cruz a las 17,00h

Sábado Santo (26 de Marzo): Vigilia Pascual a las 22,00h

Domingo de Resurrección (27 de Marzo): Eucaristía a las 11,00h

thomas merton y el espíritu de los árboles

Merton 31

 

“La luz no se enciende para ponerla debajo de un celemín o debajo de la cama, sino para ponerla en el candelabro y que alumbre a todos los de la casa” (Mc 4, 21) Hoy Thomas Merton (1915-1968), celebraría su 101 cumpleaños y, después de tanto tiempo sigue alumbrando a quienes nos acercamos a sus textos, palabras de luz. En su libro Incursiones en lo Indecible, apunta bellamente

El espíritu de los árboles toma tiempo sacándolo de la lenta tierra y las hojas están hechas de este tiempo terrenal volviéndose luz

Merton pasa del tiempo cronológico, al tiempo de Dios – del cronos al kairós-, y transciende todos los acontecimientos y vivencias convirtiéndolos en Presencia divina

Vivimos en la plenitud del tiempo.

Cada momento es el tiempo exacto de Dios, su kairós

Esta experiencia no es algo “bajado del cielo”, sino fruto de la atención al corazón, práctica espiritual que el monje de Getsemaní (EEUU) ha cultivado casi durante toda su vida, de lo que da buena cuenta en sus Diarios. En ellos podemos encontrarnos a primera vista con una persona contradictoria, pero una lectura sabia, nos adentra en la paradoja de su existencia y de la nuestra. Nos deslizamos sutilmente, de la contradicción – que se sitúa en el plano de la mente-, a la paradoja que se mueve en la órbita de la existencia. ¿Acaso, en muchos momentos, no disfrutamos a la vez de la lluvia y el sol? …Y entonces… aparece el arco iris.

Apuntemos algunos rasgos paradójicos de Merton: buscador inquieto de espíritu libre y universal, ingresa en la Orden Cisterciense caracterizada por su austeridad y disciplina; su jornada es la de un monje, no la de un escritor, y sin embargo publica cantidad de obras; lector y escritor compulsivo, dedicaba muchas horas a la oración personal y la liturgia, escribiendo solo una hora y media o dos al día, pero con una gran fecundidad; fue un enamorado del silencio y con su palabra –a través de retiros, charlas y escritos-, ayudó a descubrir una espiritualidad cristiana viva y profunda; amaba la soledad y cultivaba la amistad, fue un gran “artista de la amistad”; vivía en una ermita, pero mantenía relaciones con personas de todo el mundo, y eso que no existía internet. Podríamos seguir con un sinfín de aspectos, que lejos  de hacerle alguien incoherente, hablan de su riqueza interior integrada y comunicada. Sería bueno recordar que  otro cisterciense -también prolífico escritor y hombre de relaciones, que intervino personalmente en muchos  asuntos eclesiásticos y políticos de su época-, San Bernardo, se autodenominaba a sí mismo la “quimera del siglo” y  compartía con Thomas la fascinación por los bosques

He aprendido más entre los árboles y las piedras que lo que he escuchado a los maestros (Carta 106)

No por casualidad el monje de nuestra era desempeñó durante un período de su vida, la tarea de agente forestal y seguro que vigilando las propiedades del monasterio contemplaría más de una  vez el arco iris.

la epifanía de la luz

reyes

 

 

El monacato cristiano nació al mismo tiempo en Egipto, Siria y Palestina, pero a Occidente solo pasó la tradición egipcia, que es la más conocida. Para la solemnidad de hoy  hemos rescatado esta pequeña “perla” de las homilías siríacas sobre la Epifanía

La Epifanía de la Luz ha iluminado a cada de uno de nosotros con la luz de su conocimiento; mediante su rayo brillante, ha esclarecido nuestros espíritus lúgubres y hemos comprendido quiénes éramos al mirarnos unos a otros como nosotros mismos.  La luz verdadera ha reinado en nuestro mundo con mayor intensidad que lo habían hecho las tinieblas del extravío; pues la manifestación del conocimiento de Cristo, por sí sola, ha sido capaz de eclipsar las tinieblas que lo invadían todo (…) En esta manifestación de Cristo nuestro Dios, hemos visto el camino que lleva a nuestro lugar primero.

Al comenzar este nuevo año sirva de gesto amoroso hacia nuestros hermanos de Siria, para que el Señor guíe sus pasos por el camino de la paz.

la navidad te dice: confía en la proximidad

 

acivro

 

A sólo una semana de la celebración del día de Navidad, cuando en la liturgia los evangelios apuntan a la venida del Señor en la historia y las antífonas “Oh” del Magníficat -¡Oh Sabiduría!, ¡Oh llave de David!, etc…-, cantan el asombro ante este misterio, el jesuita y teólogo alemán Karl Rahner, nos invita a entrar en el silencio

Aguanta un rato a solas contigo mismo. Quizás tengas, a pesar de todo, un cuarto donde puedas estar solo. O conozcas un camino solitario, una iglesia silenciosa. Ahora no hables ya,no hables contigo siquiera, ni con esos otros con los que disputamos y nos peleamos aunque no estén presentes. Aguarda. Escucha. Y no guardes ese silencio para hablar después de él.

A este silencio, Rahner lo denomina “el seno de la silenciosa infinitud”, infinitud que podemos experimentar como un vacío amenazante, una lejanía sin nombre, que sin embargo lo traspasa todo y que penetra en nuestro interior sin pedirnos permiso. Es el espacio donde se da  también la contemplación, el anhelo de Dios y la acogida de todo lo humano –temores y amores, carencias y caricias, hastío y alegría-, que somos. Como no se puede nombrar, se le ocurre llamarle “ello” en su artículo “Sobre la teología de la celebración de la Navidad”

        Hay que fijar la mirada en lo invisible y dejar hablar en el silencio a lo que calla. Haz eso. Y sé al mismo tiempo prudente. No lo llames Dios. Tampoco busques gozar de ello como si fuese un fragmento de ti. “Ello” es lo que remite mudamente hacia Dios, lo que en su absolutamente falta de nombre y de límites deja adivinar que Dios es lo definitivamente otro y no una cosa más añadida a aquellas con las que ya tenemos que habérnoslas. “Ello” remite a él. A través de ello nos permite él que presintamos su presencia, si callamos y no huimos de eso terrible que puebla el silencio (huimos aunque sea el árbol de Navidad, o velozmente hacia conceptos religiosos más tangibles… que pueden matar la religión)

Que estas sabias y profundas reflexiones nos ayuden a celebrar este año el misterio de la Encarnación

En la experiencia de la soledad, la Navidad te dice: confía en la proximidad, no está vacía; piérdete y encontrarás, regala y te harás rico

O… pasea por el bosque del monasterio y te sorprenderá el colorido del acebo.

bendición de la mesa en Nochebuena

valla hospedería red

 

Nos ha llegado una sencilla bendición de la mesa, para la cena de Nochebuena,pues no solo celebramos el nacimiento del Hijo de Dios, sino también que va creciendo dentro de nosotros. Así lo expresa Isaac de Estella, un monje cisterciense del s. XII

Que el Hijo de Dios crezca en ti, pues se configura en ti.

Que se haga inmenso en ti, y se convierta en una gran sonrisa y

exultación y gozo perfecto.

 

Bendición de la mesa en Nochebuena

En el centro de la mesa se colocará  una vela apagada

La madre de la casa comienza:

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Esta es la noche en la que los creyentes celebramos el Nacimiento del  Hijo de Dios por mediación  de  la Virgen María. Jesús  nació  en Belén y ese es el motivo de reunirnos esta noche.

El hijo mayor lee:

Había  en la misma  comarca unos pastores que dormían  al raso y  vigilaban,  por turnos, durante la noche, su rebaño. Se les presentó  el ángel  del Señor, y la gloria del Señor los envolvió  en su luz; y se llenaron de temor. El ángel les dijo: “No temáis,  pues os anuncio una gran alegría,  que lo será  para todo el pueblo: os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un salvador,  que es el Cristo y Señor; y esto os servirá  de señal: encontraréis  un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre”. Y de pronto se juntó  con el ángel  una multitud del ejército  celestial, que alababa a Dios””. (Lc 2, 8-14)

Los comensales responden:

Gloria a Dios en el cielo y en la tierra paz a los hombres.

El padre de la casa lee:

Dios Padre, en esta noche en la que celebramos el nacimiento de tu Hijo, derrama tu bendición  sobre esta comunidad ( o familia), que todos acojamos  en nuestra  vida el regalo de Belén.

Señor bendice estos alimentos con los que celebramos el Misterio de Navidad. Danos el hambre espiritual para buscar saciarnos en Ti.

El hijo pequeño enciende la vela.

La madre de la casa concluye:

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies